¿Estás pensando en vender tu casa? Tal vez haya llegado el momento porque necesitas el dinero para comprar una nueva o por una inversión. Vender una casa no consiste solo en poner el cartel de se vende, requiere de un trabajo previo para dejarla de la mejor forma posible y que aumente su valor de cara a un posible comprador. ¿Te atreves a dejarla perfecta?

En Primer Grupo Gran vía somos una red de inmobiliarias con 30 años de experiencia en compra-venta de inmuebles en la zona de Valencia y te asesoramos con los mejores consejos para que saques el máximo partido a tu vivienda en venta. Porque sabemos que puedes vender tu vivienda sacando el mejor rendimiento y por ello analizamos su estado y sus posibles mejoras, le damos publicidad por distintas vías y buscamos a los compradores potenciales que mejor pueden encajar con lo que ofreces.

5 mejoras a acometer en tu vivienda antes del venderla sin gastar mucho

Pero, antes de empezar a publicitar y enseñar tu casa, si vas de nuestra mano te aconsejaremos sobre si es necesario que realices alguna reforma previa para vender tu piso y puedas sacar el mayor partido. Aquí te contamos 5 posibilidades que no suponen una gran cantidad económica:

1.- Reparar daños y pintar. Es imprescindible que observemos los pequeños daños en suelos y paredes, así como pintar la vivienda antes de enseñarla para venta. La sensación de novedad, luminosidad y limpieza son muy importantes para los potenciales compradores.

2.- Haz limpieza en profundidad. Parece una obviedad, pero muchos clientes se quejan ante el agente de la suciedad de las casas que visitan o la falta de orden. Una casa limpia, bien ordenada y sin exceso de objetos tiene muchas más probabilidades de gustar al futuro dueño.

3.- Cambio de decoración. Un cambio de imagen en la casa puede hacer ganar muchos puntos de cara a una venta. Evitemos los muebles antiguos y la decoración demasiado recargada en cuadros y otros adornos y cambiémoslos por el mobiliario de última tendencia, elegante y práctico. Porque, menos es más, y los muebles minimalistas y en tonos claros dan sensación de amplitud y buenas energías para el comprador.

4.- Retira los objetos personales. Una imagen neutra es importante para que el comprador pueda visualizar la vivienda como su propio hogar. Evitemos en lo posible fotografías familiares y objetos demasiado personales para que se pueda hacer a la idea de que será su propia vivienda.

5.- Cuida los espacios exteriores. Observa si las zonas exteriores están bien cuidadas, plantas regadas, limpieza y elementos decorativos colocados. La entrada a una vivienda también es un factor que tienen muy en cuenta las personas en búsqueda de casa. Si nuestro piso está perfecto pero las zonas comunes no, tendremos un problema.

Como ves, estos cinco consejos son básicos y no requieren un gran esfuerzo económico. Con que dediquemos al menos tres días a cumplirlos todos, habremos conseguido que nuestra vivienda aumente de valor y que los posibles compradores estén más predispuestos a adquirirla.

Compártelo: