¿Tú también quieres aprovechar el momento y vender tu vivienda lo más cara posible ahora que los precios han subido? ¡No es tan sencillo como parece! ¿O sí? Lo cierto es que en este artículo hacemos un repaso de los principales trucos para vender un piso rápido.

A la hora de ver cómo vender un piso rápido, lo más importante es siempre, ponerse en el lugar del comprador. ¿Qué miedos tiene? ¿Qué es lo que está buscando? Si conocemos cómo piensa seguramente podamos hacer lo posible para acabar convenciéndolo de que compre nuestra casa. ¿Quieres saber cómo podemos convencerlo? ¡Lee nuestros trucos!

Los mejores trucos para vender un piso rápido

  1. Queda en la calle. Puede parecer algo banal, sin embargo, uno de los mejores trucos para vender una casa lo más rápido posible es el quedar fuera, en la calle. ¿Qué conseguimos con esto? En primer lugar, estaremos llevando al comprador por las calles y zonas más interesantes de cara a vender el piso. ¿Es feo el descampado que está a la izquierda de la casa? Quizás entonces lo mejor sea quedar al otro lado.
  2. Enseñar el barrio. Además de quedar en la calle, otro buen truco para vender tu piso rápido es enseñar el barrio. Aprovechemos este paseo con el comprador potencial para enseñar las cosas buenas que tiene el barrio y en las que probablemente no repararía como “lo bueno que está el pan en esa panadería”.
  3. Personas interesadas. Este truco para vender rápidamente la casa tal vez sea un clásico pero lo cierto es que funciona… Hacer creer al comprador potencial que hay una “Pareja interesada” también puede ser una excelente manera de ganárselo. Puede ser un truco viejo, pero no ha perdido su efecto.
  4. Espejos. Dos de las cosas que más suelen preocupar a las personas que van a comprar un piso es el tamaño (que no sea demasiado pequeño) y la luz. Si colocamos espejos podemos conseguir que el piso parezca mayor de lo que en realidad es y mucho más amplio. Esta es otra de las mejores maneras para vender el piso rápido.
  5. Reformas. Puede parecer algo caro pero a la hora de ver cómo vender un piso lo más rápido posible, las reformas pueden ser una solución. No tienen por qué ser demasiado elaboradas, desde luego. Sin embargo, una buena reforma nos servirá para hacer el piso más espacioso o para actualizarlo.
  6. Tener muebles. Aunque vayamos a vender el piso sin muebles, el tenerlo decorado y amueblado es una de las mejores cosas que podemos hacer de cara a conseguir venderlo lo antes posible. ¿Por qué? Porque será más fácil para los potenciales compradores imaginárselo suyo y con sus muebles.
  7. Pintarlo. De las cosas más rápidas que se pueden hacer y, a la vez, de las más baratas también destaca el pintar el piso. Un piso recién pintado parecerá mucho más nuevo y mucho más limpio que uno al que le haga falta una mano de pintura. El efecto que tiene esto a la hora de venderlo es increíble. ¡Se venden mucho más fácilmente!
Compártelo: