En el momento de alquilar un piso para estudiantes, deben considerarse ciertos aspectos antes de proceder a la firma del contrato, debido a que muchas personas toman esta importante decisión a la ligera y con el proceder del tiempo, se encuentran con morosos. Si deseas que esto no te pase, conviene que estés preparado y en este artículo te explicaremos todo lo que debes saber.

En la actualidad, alquilar un piso para estudiantes es una opción sumamente rentable, con pagos continuados y una duración determinada. Por este motivo, el asesoramiento legal es importantísimo. Especialmente en las temporadas de mayor demanda por parte del sector estudiantil. Recuerda que facilitar servicios a esta población, tiene sus ventajas y desventajas.

Consejos prácticos a tener en cuenta al alquilar un piso para estudiantes

Si cuentas con una propiedad espaciosa, puedes alquilar un piso para estudiantes, generando ingresos extra de manera mensual y recurrente. No obstante, es preciso que seas consciente de todos los aspectos que te indicaremos a continuación, ya que tendrás que establecer contacto de forma regular con tus inquilinos y qué mejor forma de hacerlo que estando bien informado.

Solicitar una fianza

Antes de alquilar un piso para estudiantes, es necesario que pidas una fianza al momento de firmar el contrato con tu inquilino. Solo así podrás asegurarte de que, en caso de presentarse desperfectos en la vivienda, exista una garantía válida que respalde cada servicio ofrecido. Por lo general, los padres de los estudiantes son quienes responden ante este tipo de eventualidades, y no tendrás que preocuparte por ello. 

Anunciarte por todo lo alto

Con las nuevas tecnologías y las páginas más populares en internet, alquilar un piso para estudiantes es más sencillo de lo que puede parecer. Eso sí, te recomendamos apelar por herramientas de marketing de la mano de profesionales inmobiliarios, quienes te ayuden a promocionar tus servicios a los inquilinos. Esto por medio de vídeos y fotografías, captando la atención rápida y eficazmente.

Acondicionar muy bien el espacio

Si te interesa alquilar un piso para estudiantes, debes equiparlo muy bien, permitiendo que tus invitados se sientan totalmente cómodos en tu estancia. Ciertamente, este es uno de los aspectos más resaltantes a la hora de tomar una decisión como esta. Puesto que la población joven, amerita una cama cómoda, escritorios y sillas que les permitan vivir tranquilos y rendir al máximo en sus pruebas.

Ofrecer servicios de limpieza semanales

A la hora de firmar los contratos, conviene que agregues un apartado especial, destacando los servicios de limpieza tan necesarios para los inquilinos. Este aspecto añade valor al alquilar un piso para estudiantes, porque es muy difícil que estas personas tengan tiempo de cumplir con ello; siendo así que prefieran que un tercero se ocupe de mantener la higiene de su habitación y zonas comunes de la casa.

Incluir los gastos de los servicios

Otro factor que llama la atención al alquilar un piso para estudiantes, son los gastos de luz, agua y calefacción incluidos en el contrato. No es un secreto que muchos prefieren que esto esté reflejado desde un principio, evitando imprevistos económicos a final de mes. Por su parte, se aconseja que los servicios de internet, cuenten con una tarifa accesible. 

Realizar un inventario

Crear una hoja de inventario es esencial si acondicionas un piso para estudiantes, permitiéndoles sentirse cómodos en su estancia; considerando que este aspecto representa una inversión monetaria valiosa, respecto a los electrodomésticos y accesorios que formen parte de la habitación.

Por ende, conviene asegurarse de que no se presenten inconvenientes cuando el inquilino se marche de casa. También, es pertinente contratar un seguro de hogar al alquilar un piso para estudiantes, en caso de que se susciten daños o siniestros; teniendo en cuenta que la protección de los bienes, nunca estará de más al ofrecer este tipo de servicios

Ser amable y cordial

Puede que tú seas la figura de mayor autoridad al alquilar un piso para estudiantes. Sin embargo, esto no significa que no puedas mantener un trato amable y ganarte la confianza de quienes se alojen en tu estancia. Por consiguiente, te aconsejamos ser empático y resolver los problemas que se presenten de la forma más profesional posible. Recuerda que el mejor negocio, es aquel en el que todos ganan.

Y si necesitas ayuda profesional, en PRIMER GRUPO Gran Vía, ofrecemos el servicio de alquiler de pisos a estudiantes, teniendo una gran demanda por parte de ellos a lo largo de todo el año, pero muy en especial, en verano y comienzos del curso escolar. No dudes en consultar nuestros servicios que te quitarán preocupaciones.

Compártelo:
WhatsApp ¿Hablamos?